jueves, 19 de junio de 2008

Tejo


Nombre,
Tejo (Esp), Texu (Ast), Hagi (Eus), Taxus bacata

Familia,
Tasaceas.

Descripción,
El Tejo tiene unas características excepcionales para su cultivo como bonsái. La altura de este en estado salvaje no suele superar los 15 m de alto Es un árbol dioico, con pies masculinos y femeninos. Hojas reducidas, raíces radiales y acepta perfectamente la poda de raíces y ramas. Conífera muy longeva, puede vivir más de 2.000 años. Se conoce un tejo en escocia que posiblemente sea el árbol mas longevo de Europa con mas de 2000 años de antigüedad tejo de Fortingall aunque algunos dicen que tiene unos 4000 años de vida. Sus extensiones son toda Europa el Mediterránea y Asia occidental. Comparte su área con Acebos. De hoja perenne de crecimiento lento, El color del tronco resulta muy interesante, de color rojizo entre la corteza, que se arruga al envejecer acanalándose.

Reproducción,
La reproducción se realiza por semilla, esquejes, acodo o recuperado de jardines, puesto que es una especie protegida, de modo que no se puede recuperar de la naturaleza.
Semilla: Se siembran las semillas sin quitarlas del fruto y, unos ocho meses después, comenzará la germinación; aunque, a veces, puede tardar hasta un año en brotar.
Esquejes: Los esquejes se cortan hasta el cerco en agosto/septiembre o incluso más tarde. La temperatura del suelo no deberá sobrepasar los 12º C.
Acodo: Los meses de febrero, marzo y abril son los meses óptimos para aplicar esta técnica. Podemos hacer el acodo de anillo o bien el de lengüetas.
Recuperado: La mejor época del año para la recuperación son los meses de febrero y marzo, si se trata de un ejemplar joven. También se puede recuperar los meses de abril y octubre.

Sustrato,
Una mezcla de un 70 por ciento de akadama y un 30 por ciento de grava es lo más aconsejable.

Cultivo,
Necesita mucha iluminación, su cultivo debe realizarse a pleno sol pero protegido de las horas centrales del día, aunque en las horas centrales del día hay que protegerlos, las zonas sombrías le agradan mucho más pero el Sol es su amigo. No le sientan mal las bajas temperaturas aunque cuando bajan de 0º C, suelen sufrir, sobre todo si la maceta tiene poca tierra o si hemos cortado las raíces.

El agua,
Debemos regar no con demasiada agua, es muy importante que esta no quede encharcada, al Tejo le gusta la aireación de raíces y muy poco el encharcamiento. No espaciar los riegos en exceso.

El Abono,
Agradece el abonado fuerte, respetando los períodos de descanso: verano e invierno. El abono ideal será el orgánico en pastillas, debido a su liberación lenta pero continua.
De gran importancia es el abono de otoño, que será bajo en nitrógeno y rico en fósforo y potasio. No se deben abonar árboles recién trasplantados, esperando en este último caso, al menos mes y medio, y siempre comprobando que el árbol comienza a responder al trasplante.

Pinzado,
Durante el período de vegetación se pinzan repetidamente las puntas de los brotes al observar un nuevo crecimiento.

Defoliado,


Poda,
Los tejos disponen de una enorme capacidad de regeneración, como casi ningún árbol aciculifolio. Los tejos toleran bien incluso la poda fuerte. La poda de las ramas no está limitada a ninguna determinada época del año; sin embargo no deberá podarse durante las heladas, ni tampoco a finales de agosto.

Trasplante,
La mejor época del año para el trasplante es febrero, marzo, abril u octubre, siempre que el bonsái esté vigoroso. Se trasplantará cada dos o tres años. Los trastornos de crecimiento frecuentemente se deben a una falta de calcio.

Alambrado,
Se puede realizar casi todo el año, ya que su madera es flexible, aunque la época ideal sería desde mediados de otoño hasta la primavera.
Debemos vigilar el alambre en la época de crecimiento, pues las ramas engordan mucho en poco tiempo.

Estilos,
Los tejos se educan en todos los estilos, a excepción del múltiple tronco, pues no crecen en este estilo naturalmente.

Enfermedades y plagas,
Apenas se conocen plagas ni enfermedades en esta especie. Si, esporádicamente, aparece cochinilla algodonosa o padece el ataque de algún hongo, se debe generalmente a un incorrecto cultivo y exposición.

Curiosidades,
El tejo es un árbol protegido. En el pasado, las tribus galaicas, astures y cántabras las utilizaban para suicidarse cuando eran apresados por el enemigo, todas las partes del tejo son altamente venenosas (a excepción del fruto) incluso después de varios meses. También fue utilizada su madera para hacer arcos debido a su flexibilidad.